Abril.

Mes del niño para los niños de hospital también.

¡Tanto que hay que aprender de lxs niñxs! Los Doctores Apapachos recibimos lecciones semana a semana con las visitas que realizamos. Para nosotrxs es un privilegio recibir los valiosos mensajes que lxs pequeñxs hospitalizadxs nos brindan.

El Doctor ChinGon

nos comparte el encuentro que tuvo con el pequeño Ricardo:
Una tarde cualquiera de mi vida… Aunque para el doctor Chin Gon no es una tarde cualquiera porque hoy toca visitar a los niños del hospital. Ya encarnado en mi personaje comienzo con el humor que me caracteriza caminado por los pasillos, bajando y subiendo ascensores en donde voy sonriendo al personal que me voy encontrando en mi camino, jugando y haciendo bromas que es la manera en que mi energía se vuelve más ligera contagiando al resto de mis compañeros que me apoyan y me hacen de espejo cuando estamos juntos.
A mitad de tarde, después de recorrer varias salas y ver a muchos niños, me encuentro con Ricardo, un niño de 8 meses con un cuadro de hidrocefalia, enfermedad poco habitual aunque real en un porcentaje mínimo. Estaba solo, su madre había ido hacer un recado y allí estaba con 
la mirada perdida y quejándose sin hacer casi ruido. Me acerco lentamente y busco su mirada sin conseguirlo, antes he preguntado a la enfermera de turno si puedo hacer contacto físico cerciorándome que no hay riesgo para para él, ni para mí, y es así como busco su manita para hacer contacto. Poco a poco comienzo la comunicación con Ricardo, intentando respirar con el mientras le hablo bajito.
 
Sabiendo que no entiende mis palabras, hablarle es una forma de contagiar mi energía y decirle que aquí estoy, acompañándole en su travesía. Ricardo con dificultad comienza a dirigir su mirada hacia a mí, siento que se calma y que me está recibiendo; lo sé porque siento como su manita aprieta mi dedo anular y me dejo. Comienzo a cantarle una nana suavemente durante unos minutos. él se queda con la mirada fija y mueve sus pies, siento que se va animando y medio sonríe, me pongo contento de verlo, intento levantarlo un poco y veo que su alrededor tiene varios cables conectados y me doy cuenta que no es posible, aunque su energía lo pide. Acaricio su bracito y su hombro, balbucea muy bajito y yo también hago lo mismo, siento una conexión con él, aún con toda la dificultad que existe en medio. 
Una vez más, compruebo que la ternura es el camino más corto para acercarme con un bebé, y más si está en un estado de vulnerabilidad como está Ricardo. Se acerca alguien por detrás mío y se presenta como su mamá, siento alivio porque me tengo que ir no quería dejar a Ricardo solo otra vez. Ya han pasado unos veinte minutos desde que llegué al lado de su cama, y ahora retirarme es otro desafío porque su manita sigue agarrando mi dedo y no sé cómo soltarme sin que perturbe su estado de tranquilidad.

Lo intento y comienza a quejarse, su madre se acerca y le habla y yo vuelvo a ponerle mi dedo y lo vuelve a coger, le explico que tengo que irme y que me ha dado un gusto enorme conocerle. Su mamá colabora en la despedida y lo acaricia. Logro desprenderme y él medio se queja, vuelvo a susurrarle la nana en su oído mientras su mamá acaricia su torso. Ricardo se calma y lentamente voy alejándome, mirando a su madre para desearle paciencia y ánimo. Me doy la vuelta y me tomo unos minutos para respirar.

Ricardo acaba de mostrarme lo que es un estado de vulnerabilidad al límite. A través de él he podido conectar con mi vulnerabilidad y con mi ternura, un regalo para el doctor Chin Gon y para quien está detrás de él. Gracias Ricardo por este momento que me dejó el corazón expandido.

Acerca de la hidrocefalia. Aproximadamente uno de cada mil bebés nace con hidrocefalia, una patología que causa una acumulación excesiva de líquido cefalorraquídeo en los ventrículos del cerebro. Los síntomas pueden incluir vómitos, apatía, dolor de cabeza, cabeza agrandada e incluso convulsiones. No existe una cura, pero el tratamiento puede proporcionar alivio a largo plazo.

¡Ayúdanos a llegar más lejos!

Ricardo, y muchos otros niños reciben nuestras visita suna vez a la semana. ¡Pero nos encantaría llegar a más!
Agradecemos su generosidad que nos ha ayudado a llegar a donde estamos ahora.
Si conoces a alguien que pueda apoyarnos con su donativo, ayúdanos compartiendo este correo. 

¡Concierto Apapachos Musicales!

Para celebrar nuestros 10 años, realizaremos un concierto con apoyo de la Orquesta Filarmónica 5 de Mayo. Se tocará música de Cri-cri y se explicarán los diferentes instrumentos y secciones de una orquesta. Además contaremos con la presencia de nuestros queridos Doctores Apapachos.

¡No te lo puedes perder!
Lugar: Auditorio de la Reforma
Fecha: Sábado 18 de mayo
Hora: 12:00 horas

Boletos en
bit.ly/Apapachos-Musicales

http://www.facebook.com/DoctoresApapachos
http://doctoresapapachos.com/
Categorías: Uncategorized

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *